¿Interesado en mantenerte informado acerca del cannabis?

    Blog de actualizaciones: ¿Qué ha ocurrido en el mundo del cannabis hasta la primera mitad de 2021?

    Ya estamos a mitad de 2021, para celebrarlo, te compartimos algunos avances en el sector del cannabis.

    Después de una breve pausa, ¡estamos de vuelta con nuestros blogs de actualizaciones! Junio comenzó con un par de buenas nuevas respecto a la industria cannábica alrededor del mundo. Como ejemplo tenemos a China, que se convirtió en el primer país en regular los cannabinoides sintéticos. También se dio continuidad a actualizaciones que nos permiten entender el panorama desde una perspectiva más integral. En este sentido es plausible mencionar la publicación del Informe Mundial sobre las Drogas 2021 por parte de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y Delito (UNODC, por sus siglas en inglés) de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Con la finalidad de comprender el estatus de la industria del cannabis en nuestro continente, te compartimos algunos avances que se presentaron en Argentina, Brasil y México. 

    Las Pymes y universidades nacionales como piedras angulares para el desarrollo y fortalecimiento del sector del cannabis

    La industria del cannabis en Argentina comenzó el mes con el pie derecho. En compañía de Gustavo Beliz (secretario de Asuntos Estratégicos de la Nación), Carla Vizzoti (ministra de salud), Roberto Salvarezza (ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación), Luis Basterra (ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca), el Ministro de Industria de la Nación Argentina, Matías Kulfas presentó un proyecto de ley en materia de regulación de la planta en el país. 

    Tal y como se detalla en el boletín de prensa emitido por el Consejo Económico y Social (CES), a través de esta iniciativa se pretende impulsar el desarrollo de la industria del cannabis medicinal y el cáñamo (1). Además de contar con bases normativas sólidas, las y los expertos subrayaron la importancia de establecer y fortalecer la articulación entre los distintos actores del sector. Entre ellos se rescató el papel de las pequeñas y medianas empresas (Pymes).

    Más allá de representar un diálogo formal respecto al cannabis, esta reunión implicó un significativo esfuerzo para defender la industria en cuestión. Con el propósito de señalar la necesidad de contar con una serie de disposiciones normativas robustas, las intervenciones de Kulfas estuvieron sostenidas en cuatro ejes. El primero consistió en mostrar un contexto regulatorio en los distintos países del mundo. A lo largo de la sesión, Kulfas insistió en que las certezas normativas eran uno de los factores más importantes para “ser líderes de producción como Israel, Canadá y Estados Unidos”. 

    Seguido de rescatar los beneficios de corte financiero, Matías Kulfas expuso algunas de las razones de por qué Argentina se podía convertir en una de las naciones referentes en y para la industria cannábica. Anexo a la amplia y diversa red de investigación científica, el ministro recordó el compromiso por parte del ámbito gubernamental. A la fecha se cuentan con 22 iniciativas provinciales y 80 municipales

    En tercera instancia, Kulfas no dudó en recordar sobre el potencial que tiene el desarrollo de la industria del cannabis para el cuidado del medio ambiente. “Es una industria de larga data. Hoy en día se puede usar para insumos como fibras textiles, papel y reemplazo de plástico”, indicó (2). La última parte del conversatorio estuvo dedicada a enlistar los beneficios que podrían derivarse de dicho proyecto de ley. Según explicó Kulfas, una de las primeras acciones sería la creación de la Agencia Regulatoria de la Industria del Cáñamo y Cannabis Medicinal (ARICCAME). Respecto a este último punto, la senadora María Eugenia Catalfamo propuso que la ARICCAME cuente con un Consejo Federal en el que puedan participar las y los gobernadores de las provincias.

    argentina proyecto ley cannabis junio 2021
    Discusión del proyecto de ley de cannabis / Foto: Gobierno de Argentina

    A pesar de que el proyecto generó algunas dudas respecto a la autonomía regulatoria de las provincias, especialistas del sector describieron este evento bajo el adjetivo de histórico. “Es la exteriorización de una visión que interpreta la oportunidad que la economía del cannabis le está planteando al mundo. El desafío que eso le supone a nuestro país en términos de desarrollar una agenda de inversión, producción, innovación, generación de empleos y divisas. Todo esto de la mano de la dinamización y diversificación de la matriz productiva de nuestras economías regionales”, expresó el titular de la Cámara Argentina del Cannabis (ARGENCANN), Pablo Fazio (3). 

    ➤ En caso de que desees conocer más detalles de la presentación del proyecto de ley "Marco regulatorio para el desarrollo de la industria del cannabis medicinal y el cáñamo industrial”, te compartimos la transmisión del Consejo Económico y Social.

    Días después de la presentación de esta iniciativa, el Ministerio de Educación dio a conocer que tres universidades nacionalesLa Plata (UNLP), Tucumán (UNT) y Patagonia San Juan Bosco (UNPSJB)— fueron aprobadas para llevar a cabo sus proyectos para el cultivo, la investigación y producción de Cannabis sativa con fines terapéuticos (4). 

    De acuerdo con las y los representantes de cada institución educativa, la autorización es significativa en tanto que permitirá señalar la importancia de la producción de plantas locales. Asimismo, las y los expertos consideran que a través de estos proyectos se podrá tener más conocimiento sobre el manejo específico de cada variedad de la planta. En estas actividades se contará con la participación de profesionales de la salud y asociaciones vinculadas con el cultivo. 

    ¿Una luz verde para la democratización del acceso al cannabis medicinal?

    Durante la primera semana de junio, integrantes de la Cámara de Diputados de Brasil aprobaron un proyecto de ley para legalizar el cultivo de cannabis con fines medicinales. A través del llamado PL 399/15 se pretende que el sector de la población brasileña que presenta alguna complicación en su salud tenga acceso a tratamientos a base de cannabis medicinal. Según estimaciones de la Associação Brasileira de Apoio Cannabis Esperança (Abrace), al menos 13 millones de brasileñas y brasileños podrían beneficiarse con el avance de este proyecto. 

    Desde hace poco más de seis años, el uso del cannabis medicinal se ha convertido en uno de los temas que se trata desde la comunidad científica. No obstante, su consolidación como eje de investigación se ha visto obstaculizada por diversos factores. En principio, gran parte de las instituciones de educación superior no incluyen información sobre el sistema endocannabinoide en los planes de estudio. En múltiples ocasiones, profesionales del sector del cannabis han señalado el atraso que presenta Brasil con relación a países de la región como México, Argentina, Chile y Perú. 

    Otra de las problemáticas que enfrenta el país respecto a la planta son los altos costos de los tratamientos. Para tener acceso a aceites o cualquier otra presentación de los medicamentos, las familias tienen que pagar entre 150 y 550 reales (en pesos mexicanos: $587 y $2,150). Además de los elevados precios de los productos, las personas que necesiten de este tipo de tratamientos deben pagar una cuota anual de 350 reales (es decir: 1,368 pesos). En este punto es primordial señalar que en las estanterías de Brasil solo está autorizada la comercialización de un medicamento: Mevatyl, cuyo costo está alrededor de los 2,000 reales (un equivalente a 7,820 pesos). 

    ➽ Dato que no podemos perder de vista:

    A pesar de que el PL 399/15 fue una buena noticia para algunas organizaciones civiles, la legalización de la planta continúa en un terreno fangoso. El proyecto debe pasar por el visto bueno del Pleno y, posteriormente, del Senado. Durante la votación en una de las comisiones de la Cámara de Diputados, el representante del Partido Socialista Brasileño, Luciano Ducci, enfatizó lo siguiente: “Nunca fue premisa discutir la legalización de la marihuana para uso adulto o individual” (5). Respecto al ejecutivo, cabe destacar que su postura no es precisamente la más favorable. Además de asegurar que el acceso a la planta forma parte de la agenda política del Partido de los Trabajadores, Jair Bolsonaro considera que la aprobación de este proyecto es innecesaria (6). 

    ➤ Si te interesa conocer con mayor profundidad la situación normativa de la industria brasileña del cannabis, te recomendamos ver el siguiente video.

    ¿Cómo va México en el tema del consumo adulto de cannabis?

    El pasado 28 de junio de 2021, con ocho votos a favor y tres en contra, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) aprobó la declaratoria de inconstitucionalidad 1/2018. Es decir: se manifestó en contra de la prohibición absoluta del consumo lúdico o recreativo de cannabis y THC. Este punto era uno de los más criticados en la Ley General de Salud.

    Conforme a las observaciones de José Domingo Schievenini (Programa de Política de Drogas del Centro de Investigación y Docencia Económicas), la figura de Declaratoria General de Inconstitucionalidad (DGI) —que es relativamente nueva— ayuda a señalar que una norma contraviene a lo que se establece en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Respecto al tema particular del cannabis, la decisión de la SCJN representó la anulación de los últimos párrafos de dos artículos de la Ley General de Salud: 235 y 247 (7). 

    La sesión de las y los integrantes de la SCJN duró más del tiempo estimado, ya que el proyecto DGI respecto a la prohibición administrativa del cannabis —mismo que fue elaborado por la ministra Norma Lucía Piña— no coincidió con la perspectiva de algunos de las y los presentes: Alberto Pérez Dayán, Luis María Aguilar, Jorge Pardo Rebolledo y Yasmín Esquivel. Desde la perspectiva de la ministra Esquivel, su negativa deriva de que México no cuenta con las condiciones para desarrollar una política pública funcional. 

    Ante dichos votos en contra, el ministro-presidente Arturo Zaldivar recuperó uno de los argumentos más importantes en este debate: la prohibición absoluta del cannabis puede vulnerar el derecho al desarrollo de la personalidad. Según se relata, las intervenciones de los votos a favor permitieron que el ministro Luis María Aguilar cambiara de parecer y votara a favor del proyecto de DGI. 

    A partir de esta resolución por parte de la SCJN, las personas que estén interesadas en el consumo adulto de cannabis podrán solicitar un permiso a la Secretaría de Salud (SSa). Anteriormente, la Comisión Federal para la Prevención de Riesgos Sanitarios (Cofepris) —que forma parte de la SSa— rechazaba estos permisos. Frente a la negativa, se tenía que presentar un amparo. Es fundamental recordar que en el propio proyecto de DGI se expresa que el consumo adulto de cannabis está condicionado a que:

    • No se haga en la presencia de menores de edad ni en lugares públicos o en condiciones que puedan afectar a terceras personas (por ejemplo, si se conduce algún vehículo o se está a cargo de maquinaria).

    A su vez, no se debe perder de vista que la DGI no significa que el Poder Legislativo no pueda continuar con el proceso de la creación de una ley integral para la industria del cannabis. Además, es plausible considerar que la decisión de la SCJN es una solución parcial. En principio, hay que recordar que el DGI tiene una incidencia en la Ley General de Salud y no en las disposiciones del Código Penal. En México todavía se requiere de una certeza jurídica y legislativa respecto a la cadena productiva y la expedición de licencias (8). 

    ➽ Atención aquí público curioso del sector cannábico:

    Indudablemente, el posicionamiento de la SCJN es un hecho a celebrar. “Reitera el que el consumo está tutelado por el derecho al libre desarrollo de la personalidad. No hay muchos tribunales en el mundo que se atrevan a decirlo. Ni en el Reino Unido, ni en Alemania, ni los gringos”, sostuvo Liza Sánchez (9), quien es directora de la organización México Unido Contra la Criminalidad (MUCD). Sin embargo, en México aún prevalece un sentimiento de incertidumbre respecto a la regulación del cannabis. Sumado a los puntos que se han mencionado hasta el momento, quedan dudas sobre la verdadera postura de la clase política (incluyendo la del gobierno en turno), la división entre la opinión pública y las trabas en el propio proceso legislativo.  

    ➽ No olvides que esta es la primera parte de nuestro blog de actualizaciones de la primera mitad de 2021. En el siguiente texto podrás encontrar los avances correspondientes a los meses de abril, mayo y junio.

    También te puede interesar:

    Más que solo “edibles”, un delicioso menú con cannabis

    Qué hacer si se ha consumido demasiado cannabis

    Afiliación a ICAN para médicos y veterinarios 

    Los certificados de análisis: Por un consumo cannábico seguro e informado

    7 preguntas esenciales sobre el sistema endocannabinoide en tu cuerpo

    Infografía: ¿Cuánto tiempo permanece el cannabis en tu sistema?

    Referencias:
    1. s/a (2021) Matías Kulfas presentó el proyecto para regular el desarrollo de la industria del cannabis medicinal y el cáñamo industrial ante el CES. Recuperado de <sitio web>, última consulta 3 de julio de 2021. 
    2. Jamele, A. (2021) Cannabis medicinal e industrial: los cuatro ejes que llevó Matías Kulfas al Senado. Recuperado de <sitio web>, última consulta 3 de julio de 2021.
    3. s/a (2021) Consideran “un hecho histórico” el proyecto para impulsar la industria del cannabis medicinal. Recuperado de <sitio web>, última consulta 3 de julio de 2021. 
    4. s/a (2021) Universidades públicas desarrollan proyectos de investigación en cannabis medicinal. Recuperado de <sitio web>, última consulta 3 de julio de 2021.
    5. AFP (2021) Proyecto que autoriza cultivo de cannabis medicinal avanza en Congreso de Brasil. Recuperado de <sitio web>, última consulta 3 de julio de 2021. 
    6. Oliveira, J. (2021) Caminos para baratear o acceso a cannabis medicinal no Brasil. Recuperado de <sitio web>, última consulta 3 de julio de 2021.
    7. Schievenini, J. (2021) El consumo de cannabis y la Declaratoria General de Inconstitucionalidad. Recuperado de <sitio web>, última consulta 3 de julio de 2021. 
    8. Sánchez, L. y Salazar, J. (2021) Marihuana: La Suprema Corte y el uso de cannabis en México: una victoria inacabada. Recuperado de <sitio web>, última consulta 3 de julio de 2021. 
    9. Weiss, S. (2021) El tira y afloja político sobre la legalización de la marihuana en México. Recuperado de <sitio web>, última consulta 3 de julio de 2021.